Tres de los últimos expresidentes en la lupa de la justicia

Tres de los últimos presidentes de Colombia se han visto envueltos en investigaciones y procesos judiciales de carácter penal que los involucran en calidad de personas y no la institución presidencial.

Ernesto Samper (1994-1998) sigue aún enredado por acusaciones alrededor del asesinato del líder conservador Álvaro Gómez Hurtado. Estas provienen  principalmente de la familia Gómez que insiste en su responsabilidad y que no ha tenido consideración alguna frente a los últimos testimonios del ex comandante de las Farc, Carlos Antonio Losada quien aceptó la responsabilidad en el crimen del frente urbano Antonio Nariño que estaba bajo su mando.

La Comisión de Acusaciones abrió un proceso en su contra en el 2011 y aunque no avanzó, la investigación se reabrió en el 2020 y no tiene vencimiento por tratarse de un crimen de lesa humanidad.

Álvaro Uribe Vélez (2002-2010) se convirtió, por su doble condición de senador,  en el primer ex Presidente de la República en enfrentar una medida de aseguramiento el pasado agosto de 2020. La orden llegó después de una investigación de 8 años por manipulación de testigos, fraude procesal y soborno. Una denuncia que en un principio fue hecha por el mismo Uribe contra el senador Iván Cepeda pero que se le devolvió cuando la Corte lo halló culpable. La renuncia a su curul en el Senado posibilitó que el proceso pasara a la Fiscalía, que está en manos del fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia, Gabriel Jaimes Durán, quien pidió su preclusión, pero el juicio apenas empieza. Sobre el expresidente penden otros casos judiciales de su época como gobernador de Antioquia y la sombra de los falsos positivos.

Hasta este año las denuncias e investigaciones judiciales contra  Juan Manuel Santos (2010-2018) por la financiación de la campaña por la brasileña Odebrecht y presuntas decisiones de contratos en la Ruta del Sol, derivadas de ésta, se había quedado a nivel de presunto delito electoral y por esto habia escogido como abogado al experto en asuntos electorales, el viceregistrador Alfonso Portela. Sin embargo las ultimas declaraciones del ex senador Ñoño Elias y otros testigos en el marco del juicio contra el exirector de la ANI, Luis Fernando Andrade, complicaron el proceso razón por la cual ha entrado a participar en la defensa del ex Presidente Alfons Prada. Aún no se sabe que penalista lo defenderá.