Incertidumbre sobre químicos incautados que amenazan la salud de los quindianos

Incertidumbre sobre químicos incautados que amenazan la salud de los quindianos

Se espera que el último contenedor sea recogido por la SAE el 1 de agosto

Fuentes extraoficiales aseguran que 2 de los contenedores fueron trasladados a los parqueaderos de la Fiscalía, seccional Quindío, un contenedor pendiente.

A la fecha no hay un pronunciamiento oficial sobre qué va a pasar con las sustancias químicas incautadas en carreteras del Quindío, que la sala penal del Tribunal Superior del Quindío ordenó destruir y que hasta hace 4 días estaban guardadas en 3 contenedores en un parqueadero ubicado en el sector de la báscula, vía Barcelona – Calarcá.

Y es que ayer se conoció que 2 de los contenedores fueron trasladados por parte de la Fiscalía presuntamente a los patios del ente perseguidor, localizados en la vía Armenia-La Tebaida, en jurisdicción de la capital quindiana. El tercero permanece en Calarcá y será recogido, según una fuente extraoficial, por la Sociedad de Activos Especiales, SAE, el próximo 1 de agosto.

“La Fiscalía está tramitando todo lo pertinente y dispuso de medios para la revisión y rotulación de las sustancias para ser enviadas a la SAE, que es la autoridad a la que se le indicó que disponga del material químico con copia a la unidad nacional de la lucha contra el narcotráfico”, dijo una fuente de la Fiscalía. 

Sin embargo, en el Quindío continúa la preocupación por el manejo de las sustancias tóxicas, perjudiciales para la salud humana y para el medio ambiente, según lo indicó en su momento la Corporación Autónoma Regional del Quindío, CRQ.

Amenaza para el departamento

Claudia Marcela Cardona Lindo, profesional en química y experta en el manejo de residuos peligrosos, explicó que el ácido sulfúrico, el ácido clorhídrico y la acetona representan un peligro para la vida humana, pues sus características las hacen volátiles y cuando se vuelven gases generan un daño en las vías respiratorias, así que deben tener unas condiciones especiales de almacenamiento. 

“Químicos como el ácido sulfúrico y el ácido clorhídrico son sumamente peligrosos, si no están en recipientes adecuados y herméticamente sellados ponen en riesgo la vida de las personas que estén cerca de esos contenedores, porque no son manipulables fácilmente, es más, incluso es difícil manejarlos con el equipo adecuado. En el caso de la acetona por ser tan volátil puede generar un incendio fácilmente y hasta una explosión”, explicó Cardona Lindo. 

Señaló que si esas sustancias están almacenadas junto con otras pueden generar una reacción en cadena y eventualmente una emergencia. Además, si entran en contacto con una fuente hídrica —río, quebrada—, pueden afectar la biodiversidad acuífera y se pone en riesgo la salud de las personas a las que esa fuente hídrica abastece. 

“El manejo de sustancias químicas peligrosas está reglamentado en el decreto 4741 de 2005 y ahí se establece que los residuos, producto de las sustancias químicas con características de peligrosidad, deben tener unas condiciones de embalaje, manipulación y de disposición final. En el caso de los 2 ácidos mencionados anteriormente lo único que uno puede hacer es almacenarlos correctamente en conjunto con una empresa que esté autorizada para enviarlas a una celda de seguridad, con el piso y paredes adecuados para evitar filtraciones, algo así como un búnker”, señaló la profesional. 

Disposición final

Por su parte, el director de la Corporación Autónoma Regional del Quindío, CRQ, José Manuel Cortés Orozco, recordó que desde el pasado jueves 21 de julio que se hizo el requerimiento de dar disposición final de las sustancias químicas y ese mismo día se realizó un traslado de parte de las mismas por la autoridad competente a otra región del departamento. 

Planes de acción

De otro lado, Luis Alberto Vargas Ballen, consejero y secretario del Plan de Ordenación y Manejo de la Cuenca del Río De La Vieja, Pomca, dijo: “Denunciamos que no están funcionando los planes de acción de los comités locales ni mucho menos de la dirección departamental de gestión del riesgo de desastres, tampoco lo hacen la mesa de seguridad química ni los consejos seccionales de estupefacientes y de plaguicidas ni el consejo territorial de salud ambiental. De estos organismos burocráticos no se conoce a la fecha un solo pronunciamiento al respecto de la situación”.

¿Qué dice el decreto?

Tiene por objeto prevenir la generación de residuos o desechos peligrosos, así como regular el manejo de los residuos o desechos generados, con el fin de proteger la salud humana y el ambiente. Las disposiciones se aplican en el territorio nacional a las personas que generen, gestionen o manejen residuos o desechos peligrosos. 

Almacenamiento: Es el depósito temporal de residuos o desechos peligrosos en un espacio físico definido y por un tiempo determinado con carácter previo a su aprovechamiento o valorización, tratamiento o disposición final. 

Aprovechamiento o Valorización: Es el proceso de recuperar el valor remanente o el poder calorífico de los materiales que componen los residuos o desechos peligrosos, por medio de la recuperación, el reciclado o la regeneración.

Disposición Final: Es el proceso de aislar y confinar los residuos o desechos peligrosos, en especial los no aprovechables, en lugares especialmente seleccionados, diseñados y debidamente autorizados, para evitar contaminación y los daños o riesgos a la salud humana y al ambiente.

FUENTE LACRONICADELQUINDIO.COM