Fuerte deterioro del edificio de Bellas Artes de la UQ

Uno de los edificios patrimoniales más importantes de Armenia, la antigua sede de las Rentas Departamentales de Caldas y actualmente sede del Instituto de Bellas Artes de la universidad del Quindío presenta un serio deterioro y abandono.

El edificio del Instituto de Bellas Artes es uno de los más antiguos de la ciudad, ubicado en la carrera 16 entre calles 20 y 20 A, en el centro de la ciudad. Fue levantado en 1930 como sede de las Rentas Departamentales de Caldas. La edificación tuvo su inauguración, dos años después, en 1932 y ha sido objeto de varias remodelaciones. Allí se instalaron los funcionarios que recaudaban los impuestos provenientes del tabaco y el aguardiente, pero después las demás contribuciones ciudadanas al antiguo departamento de Caldas y al municipio de Armenia.

La edificación fue levantada en el estilo es Ar-deco y ha tenido diferentes usos. Fue la tercera sede de la alcaldía municipal de Armenia, antes conocida como Casa Consistorial ubicada en la plaza Bolívar. Cuando se creó en 1960 la universidad del Quindío, a través de un acuerdo del concejo municipal, se buscó un lugar para iniciar clases, lo que sucedió en 1962, y se destinó esta edificación. Cuando la universidad se trasladó a su sede en el norte, en 1969, el edificio fue ocupado por el poder judicial, en el recién creado departamento del Quindío.

Construido el palacio de Justicia en la sede actual sobre la carrera 12, la edificación, ya de propiedad de la universidad, y cambiada por el municipio por el lote donde funciona el Parque de Recreación Popular, este edificio patrimonial fue la sede permanente del Instituto de Bellas Artes.

En su primer nivel funciona una sala-museo con una muestra arqueológica de la cultura Quimbaya. Su segunda planta está adecuada para salones de clases, exposiciones, conferencias y conciertos. El deterioro que muestra la edificación hoy no solo es en su fachada, sino también en su interior, incluyendo la sala museo arqueológica. Uno de sus locales sigue siendo ocupado por una empresa privada, de venta de alimentos, que también presenta un alto deterioro en su exterior.

fuente:el quindiano