El mal estado de la vía Boquía habría generado fatal accidente

Óscar Eduardo Velásquez Muñoz, Q.E.P.D.

El exceso de velocidad con el que, supuestamente, transitaba el motociclista es otro de los factores que tienen en cuenta para la investigación.

Óscar Eduardo Velásquez Muñoz, de 42 años, murió ayer a las 10:30 a. m. en la vía que de Boquía, en Salento, conduce a la autopista del Café.

Tras el hecho, las autoridades recopilaron las versiones de testigos quienes aseguraron que fueron 3 los motivos que se unieron para el fatal desenlace: 

El primero el exceso de velocidad con el que presuntamente iba este motociclista; segundo, un hueco en la carretera la víctima tuvo que esquivar y que ocasionó que perdiera el control del vehículo, y, tercero, la posterior colisión contra un árbol.

El Instituto Departamental de Tránsito, IDTQ, investiga estas hipótesis del primer siniestro en los 8 municipios de su jurisdicción en el Quindío.

Por su parte, las autoridades manifestaron que el ciudadano iba en su motocicleta FZN 150 Yamaha naranja de placa IAR-91E y en una curva de la vereda La Julia perdió el control, cayó y colisionó contra un árbol, lo que resultó fatal.  

Ciudadanos intentaron auxiliarlo para trasladarlo al hospital San Vicente de Paúl, de Salento, pero en el momento de ayudarlo se dieron cuenta de que Velásquez Muñoz había muerto de manera instantánea.

Al lugar de los acontecimientos arribó la patrulla policial del cuadrante de la zona y verificó la situación para después solicitar la presencia del Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, para que realizara la inspección técnica al cadáver y al sitio del siniestro.

Cabe señalar que los conductores solicitaron a la alcaldía municipal de Salento que arreglara la vía para que no sucedan este tipo de cosas.

Convenio Invías, gobernación – Salento

La alcaldesa de Salento, Beatriz Díaz Salazar, respondió a las quejas de los ciudadanos sobre el estado de esta vía que, al parecer, habría generado el fatal siniestro de ayer.

“Desde el año pasado hemos estado haciendo las gestiones con el Instituto Nacional de Vías, Invías, y producto de esto nos confirmaron que para el municipio de Salento habían aprobado $4.000 millones para arreglar la vía Arrayán – Salento”, manifestó la mandataria.

Y agregó: “Hay que tener en cuenta que se va a realizar un estudio al puente de Boquía porque tiene una fisura y la ingeniera estructural, con un arquitecto y el jefe de planeación de la administración municipal estuvieron visitándolo y efectivamente es cierto que necesita de ese análisis”.

Indicó, además, que el pasado mes de septiembre Invías le manifestó que ya estaba el convenio y que solo faltaba la firma de la gobernación del Quindío para que saliera a licitación.

“Estuve en la gobernación averiguando por este proceso y me respondieron que en estas estaban y a principio del año supe de la administración seccional ya había firmado el convenio y lo iba a ejecutar infraestructura departamental. Estamos a la espera porque se han hecho varios acercamientos y se ha preguntado, pero todavía no nos han dicho la fecha de inicio de las obras”, dijo Díaz Salazar.

Respecto al cambio de la capa asfáltica dijo que se intervendrán 3 kilómetros y 100 metros. “La última vez que hablé con la gobernación me informaron que iban a realizar 2.8 kilómetros de malla vial, se hará la señalización de toda la carretera y también mejoras de algunos desagües”, expresó la mandataria.

La alcaldesa también aseguró que sostuvo conversaciones con el Invías para que de manera momentánea se lleven a cabo reparaciones con la modalidad de ‘fresados’ pero la respuesta fue que en el momento no había disponibilidad del material, así que preguntó si era posible otra ayuda para tapar estos huecos.

“Estas averías en la vía se han arreglado por lo menos 4 veces y esto gracias a un amigo que desde su empresa maneja todo este sistema de construcción y cuando puede nos ha colaborado y otras veces las reparaciones han sido con el mismo personal de la administración”, dijo Díaz Salazar y añadió: “La gobernación me ha dado fresado y con máquinas han sellado un poco la vía, pero sabemos que tiene un tráfico alto y por eso estos arreglos han sido ‘pañitos de agua tibia’. Estamos a la espera de que se pueda arreglar lo más pronto posible”.

fuente: la cronica del quindío