Bolsonaro dice que el pueblo brasileño “merece sufrir” si vota por Lula en 2022

Si Lula da Silva confirma su candidatura, los dos se enfrentarían en los comicios que se llevarán a cabo en octubre del próximo año.Lula vs. Bolsonaro

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, afirmó este lunes que el pueblo brasileño “merece sufrir” si en las próximas elecciones presidenciales de 2022 vota al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, que aún no ha confirmado su candidatura.

Las declaraciones de Bolsonaro a sus seguidores a la salida de Palacio de la Alvorada, junto a un pastor evangelista y un cura católico y sin mascarilla, se dan después de que la semana pasada el Tribunal Supremo Federal confirmara la anulación de las sentencias dictadas contra el exlíder del Partido de los Trabajadores (PT), ante lo que el mandatario brasileño se anticipó aseverando que Lula “ya es candidato”.

“Fue un ocho a tres, interpreten como quieran”, ha cuestionado en referencia a la decisión del Supremo Tribunal de Brasil.

Asimismo, en referencia a las administraciones de Lula, ha considerado que “el pueblo se acostumbra a los beneficios” de los planes sociales, mientras que él ha defendido la “meritocracia”, a pesar de admitir que es “difícil de ser aplicada”.

También al respecto de las elecciones de 2022, ha adelantado que deberá elegir un partido con el que postularse antes de abril, ya que Alianza por Brasil no está listo, recoge ‘Correio Braziliense’.

“En las elecciones del próximo año, quien sea elegido nomina a dos (jueces) para el Tribunal Supremo en el primer trimestre de 2023”, ha agregado, para insistir en que “si eres un tipo en mi línea, habrá cuatro (jueces) que cambiarán las cosas”.

Sobre las críticas que ha recibido por su gestión de la pandemia en Brasil, el segundo país más afectado del mundo, Bolsonaro ha considerado que aunque lo acusen de “genocida”, “el daño de las cuarentenas” es mayor, con “una generación sin escuela, gente muriendo por depresión, quiebra económica”.

¿Se postulará?

La Corte Suprema de Brasil confirmó la semana pasada por mayoría de votos la anulación de las condenas por corrupción contra el expresidente, lo que le restituyó al político izquierdista el derecho a presentarse a las elecciones presidenciales del año 2022.

Ocho de los once jueces del Supremo Tribunal Federal (STF) apoyaron la decisión tomada en marzo por el magistrado Edson Fachin, quien determinó que el tribunal de Curitiba (sur) que condenó a Lula por dos causas y lo procesó por otras dos no tenía competencia para hacerlo y que el exmandatario debe ser juzgado nuevamente por la justicia federal en Brasilia.

Todas esas causas, en las cuales Lula siempre se declaró inocente, están vinculadas con la investigación Lava Jato sobre sobornos pagados a políticos para obtener contratos en la estatal petrolera Petrobras.

Tras conocer la decisión, Lula aseveró que se postularía como candidato “si es necesario” para derrotar al actual mandatario Jair Bolsonaro en las presidenciales de 2022.

“Si es necesario” sería candidato, para derrotar a las fuerzas de “un fascista como Bolsonaro, un genocida por ser el mayor responsable del caos en la pandemia” de coronavirus, dijo Lula la noche del jueves en una entrevista con la televisora argentina C5N.

Sin embargo, Lula precisó que “no necesariamente será él el candidato” del izquierdista Partido de los Trabajadores (PT).

Tengo buena salud. Pero no tengo obligatoriamente que ser yo. Podemos escoger a alguien que pueda representar a los sectores progresistas de Brasil”, indicó el exmandatario de 75 años de edad, que gobernó Brasil entre 2003 y 2010.

“Ha sido una mentira muy grande. Pero mis abogados probaron que era una farsa. El juez mintió, los procuradores mintieron, la policía federal mintió, para alejarme de la campaña electoral. Ahora estoy listo para la pelea”, sostuvo el expresidente.