Admiten demanda contra la Nación por contagio de COVID en cárcel de Leticia

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca estudiará una demanda contra la Nación en la que se busca una indemnización cercana a los $3.17 billones por contagios de COVID en la cárcel de Leticia.En siete estaciones de policía hay 125 personas con Covid-19. A su vez, en URI hay 271 casos y en dos cárceles de la ciudad hay 28 casos. (Imagen de referencia)© Archivo El Espectador En siete estaciones de policía hay 125 personas con Covid-19. A su vez, en URI hay 271 casos y en dos cárceles de la ciudad hay 28 casos. (Imagen de referencia)

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca estudiará una demanda contra la Nación por contagios de COVID en la cárcel de Leticia, Amazonas. La petición busca que se indemnice por más de $3.17 billones a los guardianes y personal administrativo del centro penitenciario que hubiesen resultado contagiados por el desempeño de sus labores en la prisión.

Con ponencia del magistrado Moisés Rodrigo Mazabel, el tribunal estudiará la demanda interpuesta por el guardia José Joaquín Monsalve Neira, quien fue contagiado de COVID mientras trabajaba en la cárcel. La petición beneficiaría no solo a Neira, sino a un grupo de funcionarios de ese centro carcelario que apoyaron la demanda.

El documento que será estudiado por el tribunal y busca que se declare culpable a la Presidencia de la República, al Ministerio de Justicia, al INPEC y al USPEC, contempla que se resarzan los daños que se le pudieron haber ocasionado a las parejas, hijos, padres, hermanos y abuelos de los funcionarios que pudieron estar afectados por la enfermedad.

La petición se basó en la supuesta afectación y daño a la salud, de ahí que consideren que la millonaria indemnización puede generar un alivio económico a los guardias y personal administrativo que haya sido contagiado durante la pandemia.

La cifra de contagios por COVID tuvo su mayor pico en julio del 2020, cuando se registraron 31,23 casos positivos por cada 1000 personas recluidas en Colombia. En relación a esto, la cárcel de Villahermosa en Cali registró el mayor número de casos positivos activos en comparación con el resto de centros de reclusión del país.

En ese momento la cárcel ubicada en la capital del Valle del Cauca registró que 600 personas privadas de la libertad estaban contagiadas. Por esos días, municipios como Espinal, Tuluá y Tumaco ocupaban los primeros lugares en contagios de presos a diferencia de las grandes ciudades como Barranquilla, Medellín o Bogotá, hasta que un mes después la capital del país registró más de 1.500 casos de contagios.

En el caso de Bogotá, el INPEC anunció la segunda fase de vacunación para reclusos en marzo de este año, en la cual se vacunarían a 643 personas que hacen parte de la población de riesgo priorizada en las primeras fases de Plan Nacional de Vacunación. De esta manera, a través de la Secretaría Distrital de Salud de Bogotá se esperaba que fueran vacunadas 425 personas de La Picota; 63 mujeres del El Buen Pastor y 155 hombres de la cárcel La Modelo.

Para conocer más sobre justicia, seguridad y derechos humanos, visite la sección Judicial de El Espectador.